ROADTRIP: GUÍA DEFINITIVA PARA NO MORIR EN EL CAMINO

¡Feliz viernes a todes! Lo prometido es deuda y hoy compartimos con ustedes la guía definitiva del roadtrip, el abc para no morir en el camino… Y soy así de exagerada porque ya me sentí morir una o dos veces en el medio de un viaje. Perdón mami y papi si leen esto, sigan confiando en mí.

¿QUÉ ES UN ROADTRIP?

Partamos por la base. Roadtrip es la combinación de dos palabras, road y trip, carretera y viaje, o sea, viaje en carretera, o sea, viaje en auto. Se estarán burlando de mí por explicarles esto pero es importante no confundir un roadtrip con un viaje en tren, bus o avión.

Las famosas fotos de ruta desde el auto.

¿CÓMO PLANIFICAR UNO?

El primer punto a tener en cuenta, es con quién hacer el roadtrip. Lo mejor es siempre ir acompañado ya que al tener que manejar uno se cansa con más facilidad y pueden compartir esa carga. También es muy importante el rol del copiloto, indicando dónde doblar, qué salidas tomar, leer señales, etc, etc. Also, se dividen los costos, así que mientras más gente, mejor… Bueno, hasta 4 personas que es lo legal para andar en auto por ahí.

Después, decidir si ir en auto propio o alquilar. La primera opción es fácil pero algo más estresante, ya que hay que tener el vehículo a punto antes de salir, especialmente si se cruzan fronteras (mantenimiento, seguro, carta verde y todos los requerimientos por país que se piden al viajar en ruta). La segunda es mi preferida, porque no hay que preocuparse por nada. Los autos en alquiler están siempre en buen estado, cuentan con seguro (y a veces hasta GPS) y uno no tiene que hacer mucho. Para poder alquilar uno, se necesita una licencia de conducir al día y si la paraguaya es valida o no, realmente depende de la empresa o el país, yo nunca tuve problemas con la mía.

Después de esto viene lo divertido, marcar el itinerario. La ventaja absoluta de hacer este tipo de viajes es la flexibilidad a la hora de conocer cada destino y área. En mi caso, decido hacia qué zona ir y desde ahí empiezo a investigar qué hay para ver, hacer, comer, etc. Lo mejor es ir marcando todo en Google Maps, con la opción que más les guste (yo uso la estrellita para los lugares “base” y las banderitas verdes para todo lo que quiero conocer o visitar). Una vez definidos los lugares, es cuestión de trazar cuál conviene hacer primero y cuáles siguen. Factores a tener en cuenta para tomar estas decisiones: luz del día (aprovechar al máximo la claridad), horario (planificar bien si lo que van a visitar va a estar abierto o está sujeto a algún horario), distancia (entre lugar y lugar, y tener siempre en cuenta el tiempo que les va a llevar llegar hasta ahí).

Las rutas de Estonia.

¿Ven? Ya todo tiene más sentido. Ahora, mi parte casi favorita rayando lo obsesivo; qué llevar. Cada roadtrip es un mundo y depende 100% de los lugares que quieran visitar y recorrer. Lo primero a tener en cuenta es la temperatura, esto define desde qué ropa ponerse hasta qué comida llevar. Sí, llevar comida SIEMPRE. Uno nunca sabe qué hay y principalmente qué NO hay por ahí, pueden pasar horas sin ver una sola estación de servicio (lo que me lleva a decirles que tengan siempre esto en cuenta y googleen de antemano dónde cargar combustible y cuál es el mejor precio para eso). Desglosemos por parte:

Ropa: Cómoda. Manejar por mucho tiempo y en ruta es todo un tema así que querés estar súper cómodo y ligero para eso. Si es verano, llevar una muda entera, traje de baño y una toallita pequeña. Si es invierno, no tener miedo y llevar TODO; gorro, bufanda, guantes y hasta por qué no, una manta. Consejo: Ponerse zapatos todo terreno, para ensuciar, trotar, escalar y bailar.

Comida: Cosas que no necesiten muchos utensilios para comer y no sean “complicadas”. Lo mejor en mi opinión es el sanguchito, noble snack alabado por todos. Elijan el sabor en equipo, preparen esto la noche anterior o tempranito en la mañana si tienen ganas. Llevar frutas, barritas de cereal, chocolate (jeje) y cualquier cosa que les de energía y sea fácil de comer. Mucho líquidoooo. Llevar dos litros de agua por persona y varias cosas más. Un termo con agua caliente (para el caféshito o el mate) y algún jugo natural. Si hace mucho calor, cargar una conservadora con mucho hielo, esto salva vidas.

Extras: Objetos de vida o muerte que definen la calidad del trip. Manta de picnic, sombrilla, sillitas (tipo esas de campamento si tienen), protector solar, repelente, parlante portátil (CARGADO por favor), cargador portátil (CARGADO por favor), ser organizado con el Spotify y hacer una descarga previa del playlist (o recurrir al milenario pen con música), papel higiénico, vasitos o hoppys, sombrero, trapo salvatore, bolsa de dormir (uno nunca sabe), un set de cubiertos, bolsas de basura (si son recicladas, mejor), bolsas de tela para guardar cualquier cosa adquirida por el camino, dinero en efectivo, lentes de sol, lentes de vista (este va para mí que siempre me olvido), botiquín básico, etc.

Ahora intentemos desglosar el presupuesto:

Auto: Hay muchísimas opciones de empresas y los precios varían según países y días de alquiler. Dentro del rango más económico está el Toyota Vitz rondando los 30€ por día.

Combustible: Depende del itinerario del roadtrip. Los autos de alquiler siempre vienen con tanque lleno, pero es obligación de la persona que alquila el devolverlo de la misma forma. Los precios por país varían, pero para tener un estimativo, uno de 50lts de combustible oscilan entre los 40 y 75€.

Peajes y/o Ferries: Tener en cuenta siempre. Se puede descargar la app Vía Michelim para calcular esto de antemano y así saber bien cuánto gastar.

Ferry para cruzar a Saaremaa.

Comida: Ir al supermercado y optar por los sánguches siempre va a ser lo mejor. Si nos vamos todo con el mix y la variedad, uno puede gastar hasta máximo 30€. Después ir sumando las cositas extras de cada parada.

Baños públicos: Tener en cuenta que al menos en Europa, uno siempre paga para entrar a los baños. Esto puede ser desde unos inocentes 20 centavos hasta un regio 1€.

Gastos random: Acá entran desde los gastos de las actividades seleccionadas, hasta el magnet para tu heladera de ese pueblo perdido en el que paraste.

Si es tu primera vez y crées que es demasiado trabajo, no te preocupes, en verdad no es para tanto. Sí hay muchas cosas a tener en cuenta, y lo mejor es poder planear con anticipación (y su debido respeto) cada actividad para sacarle provecho al paseo y estar lo mejor preparados posible para así disfrutar todo al máximo. Creánme, hice roadtrips con poquísima comida teniendo hambre al rato y enojándome todo el tiempo, y una vez también sufrí por no llevar ropa adecuada, o siquiera planear cada parada debidamente. Lo cierto es que ya tuve la oportunidad de viajar con mejores amigos y completos desconocidos, y realmente es una de las formas más geniales de recorrer lugares.

Puente a Kuressaare.
Bosque en Kali.

Así que manos a la obra y a planear el siguiente destino. Y si el roadtrip no es para ustedes y quieren saber cómo planear un viaje desde cero, les invito a hacer click acá.

2 Comentarios

  1. Responder
    Luciana

    Siempre me encanta tu blog…al igual que tus fotos en insta…pero más cuando te veía por el café planeando todas tus actividades…jajajaj un saludo siempre brilla y sino te hechas purpurina♥️♥️

Dejá Tu Comentario