POSITIVUS: EL FESTIVAL MÁS GRANDE DEL BÁLTICO

La zona entre Estonia, Latvia (o Letonia) y Lituania es conocida como el Báltico (por el mar), así como Escandinavia, los Balcanes, ere erea. Al tener mucha historia en común y costumbres relativamente similares, son de compartir sus eventos rotando locaciones dependiendo del año. En este caso, el Positivus Festival se realiza desde el 2007 y ya se convirtió en emblema de la región, por ser literal, el evento más grande del Báltico (okairo Asunciónico).

Me enteré de pedo viendo un flyer en la calle. Y el headliner de este año era Disclosure, o sea hello, desubicate. Mi plan era originalmente ir un solo día, pero cuando busqué el line up entero, me enteré que en el segundo día cerraba Underworld… Sumále a eso Royal Blood y el resto es historia. Bye bye, euros.

Al estar dentro del Báltico, uno puede básicamente comprar los tickets desde cualquier lugar. El ticket por 1 día costaba 40 euros y el de ambos, 65. Realmente muy accesible para un festival… No quiero ni calcular cuánto sale Glastonbury. La decisión fue hecha y el dinero se gastó. Acto seguido, avisar a Steffi Campuzano, alias, la pulga basura que también estaba dando vueltas por las Europas y tenía pendiente pasar por Estonia en algún momento.

Taurinas reportándose al deber. Día 1.

SALACGRĪVA

Say woot? Salacgrīva es un pueblo de Latvia que tiene un kickass falafel shop, una estación de servicio y el Fishermen’s Park donde se realizó el festival. Acá nos encontramos con Steffi. Cabe destacar que como el lugar está en el medio de la nada, tuvimos que acampar (se pagaban 10.90 euros por persona por los dos días). Gracias a mis amis de Tallin que me prestaron la carpa y las bolsas de dormir.

El bosque al lado de la ruta. Así era todo el pueblo.
Nuestra casa por dos días.

DÍA 1: DISCLOSURE, THE 1975 Y UN MONTÓN DE ARTISTAS LETONES

La lista de los artistas locales en un escenario.
La pulga basura en su máximo esplendor.
Espacios públicos.
Camino que daba a la carpa techno y la playa. Ayyyyyyyy!
Playita Día 1.
Sunset a las 10 de la noche, día 1.

Resumiendo este primer día: 1 ida en bus, 1 reencuentro nacional, mucha caminata, 1 bosque, 4 escenarios, muchísimos stands de marcas, (hasta había una tienda de Vans), un área de baños, un área de comida (y a precios no tan disparatados), muchísimas carpas de bebidas (1 trago x por 6.50 euros… ish, nosotras tomamos más Ginger Beer con Ron del que podemos contar, jeje), 1 playa, 2 amigos de Lituania, 2 amigos de Finlandia y 1 camping incómodo.

DÍA 2: UNDERWORLD, ROYAL BLOOD Y LA CAAAAALAAAAAAR

La calar en la carpa nos despertó re temprano y fuimos a tecnhear.
Un poco de kewl huntin’.
Animal print mi único líder.
Neón color de T E M P O R A D A. Nenes, tomen nota.
Solo gente cool había.
Paraguay representing.
Steffi y yo en otros 30 años…
Diositas del festival!
Bloggers gotta blog.
Ya dije que el Animal Print es mi único líder?
Bueno, él también puede ser mi líder.

Resumen del día 2: Underworld bebés de la casa, qué mucho grité. Royal Blood hijas de bebés de la casa, so-co-rro (o como se separe). Mucha gente hermosa (nos enamoramos mil veces, nos casamos, vivimos en la playa, tuvimos perros, hijos, dimos en adopción a nuestros hijos y fuimos felices para siempre), 1 desayuno de cerveza con los 2 amigos de Finlandia, 1 botella de vodka con los 2 amigos de Lituania, mucho pipí, muchas risas, 1 encuentro con amigos irlandeses de Tallin, muchísimo baile.

Dejá Tu Comentario