LA ESPINA VERBAL: EL SUICIDIO ENTRETENIDO

Por Matías Nicolás Irala.

Después de la fiebre instalada por “13 Reasons Why” respecto a los avatares que implica el bullying durante “los años de acné” ¿Cuales son los otros personajes dentro del entretenimiento que obligaron a reflexionar sobre las sogas, los cuchillos y las pistolas? Recorremos algunos de los más emblemáticos. 

1 – Mary Alice: ¿Ama de casa de armas que temer? 

Tener una vida perfecta puede ser una manera de suicidio social disfrazado, si no consulten a Mary Alice el personaje que abre toda la historia de la exitosa serie “Desperate Housewives. La mujer cumple con su rutina diaria, hasta los más mínimos como ordenar las gavetas o tomar una taza de café para luego ir directamente al armario, sacar el revolver y terminar con su vida. ¿Se puede realmente reflexionar sobre la muerte sin descuidar los quehaceres de la casa? Definitivamente sí.  

Darius Michaud: Suicidio honoris causa 

La serie “The X-Files” no solo hizo reflexionar sobre enanitos verdes y seres mitológicos, también caló profundamente en la cultura popular debido a sus discursos sobre la conspiración del gobierno americano. El film de la serie “Fight the Future” (1998) nos mostró al oficial Darius Michaud como un Sócrates contemporáneo al servicio del estado; sentado frente a una bomba gigante para esperar el desenlace dio un toque casi lírico y misterioso al controvertido tema del suicidio. 

3 –  The Virgin Suicides: Harakiri Pop de gran calidad 

Un título que no invita al misterio es la propuesta de Sofia Coppola, y un claro ejemplo de que el prejuicio en torno a su posición burocrática dentro del cine por su linaje era algo errado. Esta brillante adaptación de la novela de Jeffrey Eugenides, muestra el lado pop – rosa – del conflicto por el que atraviesan los adolescentes, que encuentran en el suicidio la manifestación extrema para rebelarse contra el despotismo familiar.  

4 – The Hours: El suicidio como arte 

Pensar en Virginia Woolf es quizás automáticamente una invitación a pensar en el más allá, su pasión por reflejar los espacios por el que atraviesan las mujeres es quizás tan profunda como la decisión de acabar con su vida en el anhelo por frenar tanta inspiración. En la película, Nicole Kidman interpretó a Woolf, devolviendo los últimos destellos de su vida hasta ahogarse en el río Gran Ouse

5- Fight Club: Nihilismo exacerbado 

El último grito dentro del nihilismo contemporáneo no solo apunta a matar a tus ídolos, sino también a matarte a ti. David Fincher es consciente de esto por lo que aborda el tema del suicidio desde una arista psicológica, e incluso abordando la idea del doppelgänger con una escena de auto-aniquilación bastante metafórica. Una película ideal para ver un domingo por la noche, antes de comenzar la semana laboral. 

Leave Your Comment